lunes, 28 de septiembre de 2015

Carretera y Café.

Ayer soñé una cosa. Tomaba café en un balcón con vistas a la carretera, a una cualquiera, de cualquier ciudad, pueblo o ruta, no me importaba demasiado. Solo sé que yo era la reina de ese asfalto, y mis ojos coronaban su horizonte. No había más política que el debate entre mi mente y corazón, no existían más medidas que las de cucharadas de azúcar que añadir a mi tazón...
Hoy he despertado y me he preparado un café, he salido al balcón y he visto la carretera que cruza la ciudad. Reconozco que por una vez, no me ha sabido mal despertar.

By: Kiissy

2 comentarios:

  1. Yo tengo que confesar que prefiero soñar despierta que dormida, porque así sucede lo que quiero, en los sueños de dormida esto no ocurre:(

    Gracias por seguirme:)

    ResponderEliminar
  2. Mmmmh bonito texto, me gustan ese tipo de comparaciones ¡Saludos!

    ResponderEliminar

Deja un comentario y haz más amena esta hora del té :) GRACIAS

Destronada

El cuento en el que la reina se dio cuenta de que de su castillo había sido destronada. Cómo corrió la tinta de los pétalos de cada una de...